Cómo preparar bizcochos soletilla con Thermomix

Por | 2017-11-16T15:22:47+00:00 9 enero, 2015|Postres y Dulces, Técnicas básicas|Sin comentarios

Los bizcochos soletilla son unos bizcochos alargados y esponjosos deliciosos al paladar. Se elaboran con una masa muy ligera que se consigue montando primero las claras a punto de nieve con el fin de introducir mucho aire a la masa.

Les daremos forma a los bizcochos con ayuda de una manga pastelera y para que nos queden un poco achatados y no de forma cilíndrica apoyaremos un poco la base de la boquilla sobre el papel a la hora de hacerlos.

Gracias a nuestro Thermomix montar las claras de huevo será cuestión de esperar puesto que él sólo se encargará de montarlas perfectamente. Sólo tendremos que tener cuidado al mezclarla con el resto de la masa, que lo haremos con mucho cuidado y con movimientos envolventes de abajo hacia arriba ayudados por la propia espátula del Thermomix.

Además de poder degustar los bizcochos soletilla tal cual podemos acompañarlos con natillas, mousses y también nos servirán como base de tartas, entre los más destacados el famoso tiramisú.

Ingredientes:

6 huevos a temperatura ambiente (separadas las claras de las yemas);

1 pellizco de sal;

150 gr. de azúcar;

180 gr. de harina de repostería;

azúcar glas para espolvorear

Además necesitaremos:

Manga pastelera con boquilla redonda;

bandeja de horno;

papel de hornear

Preparación:

Precalentamos el horno a 180º

1. Comenzamos separando las claras de las yemas. Colocamos la mariposa en su posición y echamos las claras al vaso. Añadimos la sal. Montamos las claras, 7 minutos, velocidad 3 y 1/2. (si los huevos están fríos poner 37º de temperatura). Volcamos a un bol y reservamos.

2. Sin lavar el vaso y con la mariposa puesta ponemos las yemas y el azúcar y programamos 3 minutos, velocidad 1 y  1/2.

3. Incorporamos la harina y mezclamos 6 segundos, velocidad 2 y 1/2.

4. Ahora vamos a ir añadiendo las claras de huevo montadas poco a poco, lo iremos haciendo en tandas y lo haremos con ayuda de la espátula. Lo haremos con movimientos envolventes, de abajo hacia arriba para introducir la mayor cantidad de aire posible en la manga.

5. Vertemos la masa a una manga pastelera en la que previamente hemos colocado una boquilla redonda y sobre una bandeja de horno en la que hemos colocado papel de hornear vamos formando los bastones con la masa, de unos 8 cm. de largo.

6. Espolvoreamos la superficie con azúcar glas y horneamos entre 8-10 minutos.

 7. Sácalas del horno y ve despegándolas con cuidado del papel de hornear con ayuda de una espátula.

Nota: Una vez fríos guárdalos en una lata o recipiente hermético. Aguantarán perfectamente unos quince días.

TRUCO: Para que sea más fácil elaborar los bizcochos y guarden mejor la forma al formarlos sobre el papel de hornear, mete la manga pastelera ya rellena con la masa en el frigorífico 30 minutos para que coja cuerpo. Verás qué fácil!

 

No hay comentarios

  1. Alma Rosa 18 junio, 2015 en 3:32 am - Responder

    Gracias por dar perfectamente la receta,,, a mis hijas les encantan será una buena sorpresa, me encantaría poderla imprimir checo, si se puede para poder tener seguimiento cuando la elabore gracias ……

Deje su comentario