Cómo hacer tortillas de trigo mejicanas con Thermomix

Por | 2017-11-16T15:23:10+00:00 26 marzo, 2013|Panes y Bollos|Sin comentarios

La variada y rica gastronomía mejicana tiene en las famosas tortillas uno de sus componentes imprescindibles. Estas tortas finas y flexibles tienen su origen en la época precolombina, cuando solamente se elaboraban con maíz. Al importar los conquistadores españoles el trigo y su cultivo, empezaron a elaborarse las tortillas de trigo. A día de hoy, las tortillas de trigo son las más consumidas en el norte del país.

Pero sea cual sea la harina con la que se elaboren, las tortillas se pueden comer de mil maneras: solas; en forma de tacos, rellenas de carne o distintos guisos; en enchiladas, enrolladas y cubiertas de salsa; en quesadillas, dobladas en forma de empanadilla rellena de queso; en totopos, cortadas en triángulos y fritas, etc.

Similar en su composición a la masa de empanadillas, como cualquier masa se elaboran en un abrir y cerrar de ojos en nuestro Thermomix.

Ingredientes

230-250 gr. de harina normal, 60 gr. de manteca de cerdo, 1 cucharadita de sal, 120 gr. de agua caliente.

Elaboración

Pon la harina en el vaso del Thermomix y añade la manteca en trozos, sin derretir. Pulsa el botón de turbo dos veces seguidas, para que la manteca se mezcle con la harina.

Vierte el agua caliente (no debe estar muy caliente, que se pueda tocar) y programa 6 segundos a velocidad 6. Comprueba que la masa se haya amalgamado. Si aún está pringosa y no está cohesionada, añade algo más de harina y vuelve a programar 3 segundos a velocidad 6. La masa obtenida debe ser blanda y húmeda, pero apenas debe pegarse a las manos. Si está a tu gusto, programa entonces 30 segundos a velocidad espiga para que acabe de coger cuerpo.

Saca la masa del vaso, envuélvela en plástico y déjala enfriar en el frigorífico 1 hora.

Cuando la masa haya reposado, sácala de la nevera y divídela en dos partes; mantén una de las dos mitades envuelta en el plástico mientras formas las tortillas con la otra, pues la masa se reseca enseguida. Divide la mitad que vas a trabajar en 5 partes iguales; haz bolitas con ellas. Enharina ligeramente la superficie de trabajo y estira las bolas de masa con un rodillo para hacer tortitas planas muy finas.

Mientras formas las tortillas, pon a calentar una sartén a fuego medio-bajo. Las sartenes de hierro van muy bien para este cometido. Pon las tortillas bien estiradas en la sartén, de una en una, y cocínalas 1-2 minutos por cada cara. Se deben tostar en los puntos donde tocan la sartén. Ve apilándolas en un plato y tápalas con un paño para que no se enfríen.

Consejos

El secreto para conseguir unas buenas tortillas está en estirarlas muy finas, aunque hay que tener cuidado, porque cuanto más finas se hacen más difíciles son de pasar a la sartén. Las tortillas de trigo están excelentes recién hechas, aunque si tienes que guardarlas, envuélvelas bien en plástico una vez frías. Para recalentarlas, envuélvelas en un paño y caliéntalas en el microondas a potencia máxima de 30 segundos a 1 minuto, según la cantidad.

No hay comentarios

  1. amelia 19 septiembre, 2013 en 8:29 pm - Responder

    hola Pepe, tengo una duda, ¿se puede sustituir la manteca por margarina?

  2. Carmen Maria Olano Odriozola 26 agosto, 2014 en 11:56 pm - Responder

    Hola Amelia mientras nos contesta Pepe te contare que la cocina tradicional que conozco de Mexico usa mucho la manteca de cerdo, lo que no impide que posteriormente se haya sido sustituida por aceite.
    Bueno siguiendo con la pregunta de Amelia si se puede sustituir
    ¿ llevaria la misma cantidad de aceite que de manteca? gracias a los dos

Deje su comentario