Cómo hacer gougères de masa choux con Thermomix

Por | 2017-11-16T15:23:23+00:00 22 mayo, 2012|Repostería|Sin comentarios

No hace mucho tiempo os trajimos al blog la elaboración de un básico de la repostería como es la masa choux . Hoy os traemos una variación que tiene la masa choux como base, pero para preparar un bocado salado: las gougères. Con nuestro Thermomix estos pequeños buñuelos salados son igualmente fáciles de preparar.

Originarias de la región francesa de Borgoña, las gougères son unos deliciosos bocados salados elaborados con masa choux y queso, normalmente Gruyere o Comté. Se consumen habitualmente en las catas de vinos del país vecino y resultan magníficas servidas como tapa o aperitivo.

Ingredientes

130 gr. de leche desnatada, 140 gr. de mantequilla, ½ cucharadita de sal, 140 gr. de harina de repostería, 5 huevos, 130 gr. de queso Gruyere o manchego suave, pimienta al gusto.

Elaboración

Pon el horno a calentar a 200 °C, sin aire, para que adquiera la temperatura necesaria mientras preparas la masa. Ralla el queso groseramente y resérvalo.

Vierte la leche en el vaso del Thermomix. Añade la mantequilla en trozos (no hace falta que esté blanda) y la sal. Programa 5 minutos a 90 °C y velocidad 1.

Pesa la harina y añádela de golpe. A continuación, programa 20 segundos a velocidad 4 para escaldar la harina y mezclar bien. Abre el vaso y deja que se temple la mezcla 5 minutos.

Casca los huevos y ponlos todos en un bol. Pon la máquina en marcha a velocidad 4 y, con el cubilete quitado, ve añadiendo los huevos poco a poco desde el bol. Deja que se incorpore bien cada huevo antes de añadir el siguiente. Para la máquina cuando estén todos bien incorporados.

Añade el queso y la pimienta y vuelve a conectar la velocidad 4, sin tiempo, hasta que veas que está todo bien mezclado. Traslada la mezcla a una manga pastelera con boquilla redonda o rizada. Prepara una bandeja con papel de hornear y forma montoncitos de unos 4-5 cm de diámetro, separados entre sí, pues se expanden un poco en el horno.

Cuando el horno esté caliente, mételos en la bandeja, en la parte baja del horno, y hornea 20-25 minutos, hasta que hayan subido y estén doraditos. Sácalos a una rejilla para que se enfríen. Haz tantas hornadas como sea necesario; no olvides que puedes reutilizar el papel de hornear para ello.

Consejos, degustación

Para que las gougères no se bajen es necesario no abrir el horno bajo ningún concepto antes de cumplirse el tiempo necesario para que se hagan bien por dentro, y mantener una temperatura constante en su interior. Por ello, es importante meter la masa en el horno cuando este haya alcanzado la temperatura indicada.

Como ya hemos apuntado, estas gougères están deliciosas acompañando a un buen vino. Y resultan también estupendas junto con una buena tabla de embutidos.

Deje su comentario

En Vorwerk trataremos tus datos para publicar su comentario en el blog. Puedes ejercer tus derechos de acceso, rectificación, cancelación, oposición, limitación del tratamiento y portabilidad escribiéndonos a protecciondedatos@vorwerk.es. Más información en la Política de Privacidad