Salsa holandesa. Receta francesa con Thermomix

Por | 2017-11-16T16:17:02+00:00 31 marzo, 2016|Recetas de cocina, Salsas y guarniciones|2 Comentarios

La salsa holandesa es una salsa de origen francés aunque su nombre nos haga pensar que es holandesa. Es una receta clásica y ésta dentro de lo que llaman las cinco salsas madre de la cocina francesa: salsa velouté, salsa bechamel, salsa española, salsa de tomate y salsa holandesa.

La salsa holandesa es una salsa emulsionada que se prepara a partir de un sabayón (yema de huevo + agua) bien emulsionado al que se le va añadiendo mantequilla clarificada (ghee) y finalmente se adereza con zumo de limón, sal y pimienta cayena. El resultado final es una salsa suave y cremosa que se sirve templada.

La salsa holandesa acompaña muy bien platos de pescados y mariscos y también verduras aunque seguramente como más se conozca sea por su “matrimonio” con los huevos Benedictine.

Preparar la salsa holandesa de forma casera requiere pericia, pero con Thermomix y gracias al control exacto de temperatura será sumamente fácil prepararla.

Ingredientes:

  • 60 gr. de yemas de huevo a temperatura ambiente;
  • 50 ml. de agua;
  • 200 gr. de mantequilla clarificada templada;
  • 15 gr. zumo de limón ;
  • 5 gr. sal;
  • pimienta cayena (una pizca)

Preparación:

1. Coloca la mariposa en su posición y pon las yemas de huevo y el agua en el vaso del Thermomix. Programa 4 minutos, temperatura 70º, velocidad 4.

Antes de continuar asegúrate que el Thermomix ha alcanzado la temperatura de 60º, si no es así programa 1 minuto más a la misma temperatura y velocidad.

2. Programa de nuevo el Thermomix 4 minutos, temperatura 70º, velocidad 4 y con el cubilete puesto en su posición ve añadiendo la mantequilla clarificada a hilo sobre la tapa para que vaya cayendo poco a poco en el interior del vaso. Transcurrido el tiempo comprueba la consistencia de la salsa (tiene que ser espesa pero no como una mayonesa).

3. Añade el zumo de limón, la sal y la pimienta cayena y mezcla 5 minutos, velocidad 3.

NOTA: Si ves que no está lo suficientemente espesa programamos 1 minuto, 70º, velocidad 4. Puedes seguir programando minutos adicionales hasta conseguir la consistencia deseada.

La salsa holandesa es la base de muchas otras salsas que os iremos enseñando poco a poco en el blog: Bearnesa, chorón, noissette, paloisse,…

Buen provecho!

2 Comentarios

  1. Claudia 31 marzo, 2016 en 9:38 pm - Responder

    Me quedo muy líquida, que deberé hacer para arreglarla???

Deje su comentario